Productos

Calderas de pellets y biomasa

¿Te has planteado cambiar tu caldera de gas o gasoil por un sistema más eficiente y ecológico? Las calderas de biomasa Kalor usan el pellet o la leña como combustible para calentar todo el sistema térmico, además de producir agua caliente sanitaria. Su diseño tecnológico incluye braseros autolimpiantes y compactadores de ceniza, que permiten optimizar y facilitar su mantenimiento. Te mostramos todas las opciones disponibles, sus características y te asesoramos sobre qué modelos serían los más adecuados según tus necesidades.

Caldera de pellets compacta Kalor

COMPACTA

Superficie a calentar

180m2 a 300m2

Caldera de pellets compacta con un rendimiento superior al 90%. Sus reducidas dimensiones permiten su instalación en espacios pequeños. Posibilidad de programación por Wi-fi.

Caldera de pellets compacta Kalor

COMPACTA
Brasero autolimpiante

Superficie a calentar

180m2 a 300m2

Caldera de pellets compacta que, además de todas sus características básicas, incluye un sistema de limpieza automática del brasero que optimiza su funcionamiento.

Caldera de pellets compacta con brasero autolimpiante y compactador de ceniza Kalor

COMPACTA
Brasero autolimpiante + compactador ceniza

Superficie a calentar

180m2 a 300m2

Caldera de pellets compacta, que además de sus características básicas, incluye un brasero autolimpiante y un compactador de ceniza. Este depósito facilita la extracción y su mantenimiento.

Caldera de pellets automática Kalor

AUTOMATICA

Superficie a calentar

120m2 a 440m2

Caldera de pellets de alto rendimiento con un quemador capaz de ejecutar automáticamente el modo encendido y la autolimpieza, lo que garantiza un mínimo mantenimiento.

Caldera de leña de llama invertida pirolítica Kalor

PIROLITICA

Superficie a calentar

230m2 a 400m2

Caldera de leña de llama invertida, que permite su alimentación con troncos de madera hasta 500mm. Gracias a la pirólisis, el combustible se quema por completo y aumenta su potencia térmica.

Caldera de leña de llama invertida con sonda lambda Kalor

PIROLAMBDA

Superficie a calentar

230m2 a 400m2

Caldera de leña de llama invertida que permite la alimentación con troncos de madera hasta 500mm. La sonda lambda regula el aire primario y secundario aumentando la eficiencia de la caldera.

En primer lugar es importante valorar qué volumen se necesita calentar, el tipo de vivienda, aislamientos, su orientación…etc. En todo caso, siempre recomendamos una primera visita técnica para analizar todos los detalles y realizar un pequeño estudio sobre la potencia necesaria para el espacio requerido, rendimiento, consumo, autonomía, dimensiones…etc.

Nuestro equipo de técnicos Ecopel asesora y aconseja sobre qué tipo de caldera es la que se necesita según las necesidades de cada vivienda.

Cuando hablamos de biomasa nos referimos a cualquier desecho natural que puede servir como combustible para producir calor. Normalmente se suele usar el pellet, la leña y el hueso de la aceituna.

Por lo tanto, las calderas de biomasa usan estos combustibles eco para calentar la vivienda o edificio, de manera mucho más eficiente y respetando el medio ambiente. Además también permiten calentar el agua sanitaria de todo el hogar.

Sí, por supuesto. Las calderas de pellets calientan el agua sanitaria (ACS) para la cocina y baños. Sin embargo, el funcionamiento no es el mismo que con otros combustibles fósiles. Las calderas de pellets necesitan un depósito acumulador para almacenar esta agua y poder disponer de ella en cualquier momento. Estos depósitos son grandes y su capacidad se suele calcular en relación al nombre de personas que habitan en el hogar (entre 25-40 L/persona).

Todo depende del uso que se haga del equipo, pero por lo general, las calderas de pellets suelen cargarse 1 vez por semana. Además existen sistemas neumáticos externos que permiten alargar la autonomía.

Sí, es fundamental instalar una buena chimenea en cualquier equipo de biomasa. Ésta debe tener las dimensiones adecuadas siguiendo las instrucciones del fabricante y la normativa actual. Una buena chimenea optimiza el rendimiento de la caldera y reduce su mantenimiento.

El mantenimiento debe realizarse una vez al año y llevado a cabo por un técnico certificado. Una buena limpieza de todo el equipo y del conducto de humos mejorará su rendimiento y evitará problemas de cara al futuro.

Nuestro servicio técnico Ecopel avisa de forma anual a todos los clientes de cuándo sería necesario realizar cada mantenimiento.

El consumo de pellets en una caldera es mucho más continuo (comparando con las estufas), por lo que es lógico instalar un silo externo para su almacenaje. Con esta instalación del silo sólo será necesario rellenarlo de 2 a 3 veces al año, según el consumo.

Proyectos realizados

Precios

Pide presupuesto

Déjanos tus datos y te contactaremos en breve
  • Hidden